Dejardefumar.com.ar - Tratamiento definitivo
Seguínos en twitter Seguínos en Facebook - DejarDeFumar.com.ar
 
 
Usuario:
 
Contraseña:
Regístrate
Regístrate




ENCUESTA
¿Cual es su principal motivo para dejar de fumar?
Las consecuencias sobre la salud
Los beneficios sociales de no fumar
Liberarse de la esclavitud de una adicción
El costo económico que significa fumar
Otros motivos
VOTAR RESULTADOS
 
eco


Noticias - Dejar de fumar

Buscar en Artículos y Noticias
.:13/5/2010:.

Déjenme decirles que....

Por Jorge Montenegro

 

Se ha hablado en todo el mundo sobre los daños físicos que causa el fumar cigarrillos, se ha establecido sitios especiales para los fumadores en autobuses, cines, salas de espera, hospitales, etc., etc., a las mujeres embarazadas se les dice en los hospitales y clínicas privadas que no fumen para evitar problemas futuros para sus hijos, a los hipertensos se les indica que no deben fumar, y en las c ajetillas de cigarrillos dice: "El cigarro es perjudicial para la salud". Desde el primer cigarrillo que uno se fuma penetra en la sangre sustancias nocivas que obligan al que lo prueba a seguir fumando, o sea que se convierte en una adicción.

Se ha escrito cientos de libros advirtiendo a la gente que el tabaco es malo para la salud, se habla del cáncer pulmonar, cáncer en la garganta y se hace énfasis que el tabaco ha llevado a la tumba a millones de personas. Por su parte las compañías fabricantes de cigarrillos han triplicado la publicidad para hacerle frente a las demandas y a las campañas en contra del tabaquismo.
Así vemos en la tele anuncios dirigidos a la juventud en fiestas, reuniones, en las playas, haciendo algún oficio indicándoles que el verdadero placer de la vida está en fumarse un cigarrillo de una marca determinada.

Estaba leyendo hace poco un folleto publicitario de los Estados Unidos donde aparecen todas las advertencias habidas y por haber por el consumo de cigarrillos y al final una pregunta: ¿Y a quién le importa?
Es una gran verdad porque a nadie le importa lo que diga en las cajas de puros o en las de cigarrillos. ¿A quién le importa que le digan que le va a dar cáncer en la garganta, que va a tener serios problemas en los pulmones, que es segura una pleuresía, que el hígado, los riñones y los intestinos serán víctimas de esa droga? ¿A quién le importa?

Los fabricantes de cervezas, ron, whisky, aguardiente, etc., inundan el mercado de publicidad diciendo que con un buen trago se va el estrés, que se pueden hacer cosas maravillosas en la vida etc.; en las botellas y cajas se puede leer: La bebida perjudica la salud, volvemos a lo mismo: ¿A quién le importa? El que se mete en su rollo es difícil sacarlo de ahí, seguramente miles de personas que leen esta columna a nivel mundial son aficionados a tomarse sus tragos y a fumar, no van a dejar de hacerlo porque lo diga un libro, porque vean en la tele casos de cáncer, etc., etc., cuando hay un v icio o una adicción sólo la buena voluntad de las personas y no "la fuerza de voluntad" pueden hacer el milagro de dejar el trago o el tabaco. Hay una vieja canción que dice: "Tequila con limón y un poco de ron", y a eso le agregamos un puro o un cigarrillo, estamos completos. Conocí a un hombre que encendía y apagaba dijo que era inmune a las enfermedades y terminó hablando por señas, murió de cáncer en la garganta, pero ¿a quién le importa?

Hoy en día menores de 10 años en adelante andan con el cigarrillo en el mero pico, les vale charra que los adultos los aconsejen o los regañen, ni las burlas los ofenden: "Hey jodidos ni se pueden limpiar el cerequeque y andan fumando", "vos chigüín te vas a quedar enano, no vas a crecer por andar fumando". Ahora usted ve muchachitas haciendo "el golpe" con el humo del cigarrillo, van a lugares públicos, centros comerciales, cines y otros luciendo un cigarrillo como la cosa más común y corriente, si a ellas no les importa, entonces ¿a quién?

A mi me costó dejar de fumar, primero dejé de ser ebrio consuetudinario, con el cigarrillo fue todo lo contrario, un día llevé a Dennis mi hijo mayor al médico, con frecuencia se enfermaba de la garganta, del pecho, tenía alergia y apenas tenía un año de nacido, el médico me preguntó si yo fumaba y le dije que sí, moviendo la cabeza en forma negativa me dijo: "Si usted quiere que su hijo viva. deje de fumar". Por las noches me salía de la casa a fumar y regresaba con el fétido olor de la nicotina, entonces me quitaba la ropa y la dejaba afuera. Un día de tanto me dije a mí mismo: No más cigarrillos en mi vida, y así fue, nunca más volví a fumar porque a mi sí me importaba.

Seguirán escribiendo libros, boletines, presentarán casos graves en la tele por el uso del tabaco, muchos dirán que son mentiras, que exageran porque a ellos no les hace daño fumar, hasta que un día el médico les diga: Lo siento pero el cigarrillo te ha provocado cáncer pulmonar. Hasta que un fumador ve que la muerte se asoma o que hay que llevar un largo tratamiento médico, es cuando se da cuenta que todo lo que habían escrito del peligro de fumar era cierto, pero, ¿a quién le importa?


Fuente: La Tribuna (Honduras), 30/04/10
Aporte de Fidel Cruz


[ver mas noticias]

2011 - dejardefumar.com.ar - Todos los derechos reservados - Donaciones - Publicidad - Privacidad - Dejar de fumar